¿Qué es la formación de Triple Suelo?

Un triple suelo es un patrón de precios de cambio de tendencia muy conocido en el análisis técnico que indica que el precio tiene una alta probabilidad de cambiar su dirección de bajista a alcista. Se caracteriza por estar formado por tres mínimos iguales o muy similares seguidos de una ruptura por encima del nivel de resistencia. Cuando se forman en los marcos de tiempo de más largo plazo, pueden tener una duración de 3 a 6 meses.

  • Un triple suelo es un patrón gráfico que muestra que los compradores (alcistas) están tomando el control de la acción del precio sobre los vendedores (bajistas).
  • Un triple suelo generalmente se ve como tres mínimos aproximadamente iguales que rebotan en la misma zona de soporte seguidos por una acción del precio alcista que rompe la resistencia.
  • La formación de un triple suelo se considera una oportunidad para entrar al mercado con una posición alcista de alta probabilidad.
  • La figura de triple suelo aparece cuando el mercado está con tendencia bajista, e indica un posible agotamiento del impulso de venta del mercado.
  • Una vez que finaliza, implica una fase correctiva al alza, es decir que se produce un cambio en la tendencia.
  • Es una figura que se puede observar muy a menudo en el mercado indicando fases de cambio de tendencia, por lo cual el trader debe ponerles atención.
  • Es el inverso del patrón de precios triple techo, una formación de cambio de tendencia bajista.

La siguiente imagen muestra como se ve el patrón triple suelo ideal en un gráfico de precios:

Patrón de precios triple suelo

Partes del patrón gráfico triple suelo

Las siguientes son las principales partes de esta formación de precios:

  • Tendencia previa: tal como ocurre con cualquier patrón de reversión del precio, debería haber una tendencia existente a revertir. En el caso del triple suelo, una tendencia bajista debe preceder a la formación.
  • Tres mínimos iguales o similares: Los tres mínimos del patrón deben ser razonablemente iguales, bien espaciados y marcar puntos de inflexión claros que establezcan un soporte claro. Los mínimos no tienen que ser exactamente iguales, pero deben ser razonablemente equivalentes entre sí.
  • Volumen de negociación: a medida que se desarrolla el patrón triple suelo, los niveles generales del volumen de negociación generalmente disminuyen. El volumen a veces aumenta cerca de los mínimos. Después del tercer mínimo, una expansión del volumen en el aumento posterior del precio y en la ruptura de la resistencia refuerza en gran medida la solidez del patrón.
  • Rotura de resistencia: al igual que con muchos otros patrones de inversión, el patrón triple suelo no se completa hasta que ocurre la ruptura de la zona de resistencia de la formación. El punto más alto de la formación, que es el más alto de los máximos intermitentes, marca este nivel de resistencia clave.
  • La resistencia se convierte en soporte: la resistencia atravesada se convierte en un soporte potencial y, a veces, el precio prueba a la baja este nuevo nivel de soporte después de un movimiento de reacción bajista que se produce posteriormente a la ruptura del nivel de resistencia.
  • Precio objetivo: la distancia desde el nivel de resistencia hasta los mínimos se puede medir y sumar al punto de ruptura alcista del patrón para obtener un precio objetivo. Cuanto mayor sea la duración del patrón en su desarrollo, más significativa será la ruptura final. 

El triple suelo debe tratarse como un patrón neutral hasta que se produzca una ruptura. La incapacidad de superar el soporte indica un sesgo alcista, pero los compradores no han ganado la batalla hasta que se produce la ruptura de la resistencia. El volumen en el último movimiento alcista del precio a partir del tercer mínimo a veces puede dar una señal. Si hay un fuerte aumento en el volumen y el impulso alcista del precio, entonces aumentan las posibilidades de que la resistencia se rompa.

Cuando se buscan patrones de precios, es importante tener en cuenta que el análisis técnico es más arte y menos ciencia. Las interpretaciones de los patrones como el triple suelo deben ser bastante específicas, pero no demasiado exigentes como para obstruir el espíritu del patrón. Una formación de precios puede no ajustarse a la descripción teórica exacta de un patrón gráfico, pero eso no significa que carece de validez. Por ejemplo, puede ser bastante difícil encontrar un triple suelo con tres mínimos que sean exactamente iguales. No obstante, si los mínimos  están dentro de una proximidad razonable y otros aspectos de la formación concuerdan con lo descrito por la teoría y el análisis técnico, podemos decir que tenemos un patrón que presenta las características básicas de un triple suelo.

¿Qué indica la presencia del patrón triple suelo?

El patrón gráfico de precios triple suelo generalmente se produce después de una tendencia bajista prolongada en donde los vendedores tienen el control del mercado. Si bien el primer mínimo podría ser simplemente un movimiento normal del precio a la baja, el segundo mínimo es indicativo de que los compradores están ganando impulso y se preparan para una posible reversión del precio. El tercer mínimo indica que existe un fuerte soporte y los vendedores pueden capitular si el precio llega a atravesar el nivel de resistencia.

Hay algunas reglas que se usan comúnmente para analizar a los patrones triple mínimo:

  • Debe haber una tendencia bajista existente antes de la formación del patrón.
  • Los tres mínimos deben alcanzar el mismo nivel de precios (o al menos uno muy similar) y deben estar separados entre sí con un grado de separación parecido. Si bien el precio alcanzado por cada mínimo no tiene que ser exactamente igual, los tres mínimos deben estar razonablemente cerca del mismo precio, de modo que entre los tres se pueda trazar una línea de tendencia horizontal.
  • El volumen debería caer durante la formación del patrón, siendo una señal clara de que los vendedores están perdiendo fuerza, mientras que el volumen alcista debería aumentar a medida que el precio sube después del tercer mínimo y rompe la resistencia final.

¿Cómo operar con el patrón triple suelo?

El precio objetivo para un patrón triple suelo se determina tomando la distancia entre los mínimos (soporte) y el punto de ruptura alcista, y agregando esta distancia al punto de ruptura. Por ejemplo, si el mínimo del patrón se encuentra en $10,00 y la ruptura alcista se produce en $12,00, el precio objetivo sería de $14,00 ($12,00 – $10,00 = $2,00 + $12,00 = $14,00). Los stop loss generalmente se colocan justo debajo del punto de ruptura de la formación o debajo del mínimo del triple suelo.

El patrón triple suelo es similar al doble suelo y también puede tener una apariencia similar a otras formaciones como los triángulos ascendentes o descendentes. Los traders profesionales siempre buscan la confirmación de un patrón triple suelo utilizando otros indicadores técnicos o patrones gráficos. Por ejemplo, los traders pueden usar señales alcistas de confirmación de distintos indicadores técnicos como el MACD y el RSI.

Ejemplo del patrón triple suelo

El siguiente gráfico muestra un ejemplo de un patrón de precios triple suelo:

Patrón triple mínimo

Ejemplo real de patrón triple mínimo. Fuente: Investopedia.com

En este ejemplo, la acción del precio formó un triple suelo y rompió la resistencia formada por la línea de tendencia, como muestra la imagen. La diferencia entre el tercer mínimo y el punto de ruptura era de alrededor de $1.75, lo que se tradujo en un punto de toma de beneficios colocado alrededor de $15,50 al alza. El punto de stop-loss podría haberse colocado alrededor de $13.50 para limitar el riesgo a la baja en caso de que el rompimiento alcista del patrón revierta su dirección.

Principales diferencias entre un patrón triple suelo y un patrón triple techo

El triple techo es el patrón opuesto al triple suelo. En lugar de preceder una reversión alcista, un triple techo es un patrón de reversión bajista en el que la acción del precio alcanza la misma zona de resistencia tres veces sin llegar a superarla, formando tres máximos aproximadamente iguales antes de comenzar a caer y romper a la baja el nivel de soporte del patrón. Dicho esto, ambos son esencialmente patrones espejo del mismo fenómeno de mercado: una batalla prolongada por el control entre los bajistas y los alcistas donde un lado sale victorioso. Si no surge ningún lado ganador dentro del patrón, un triple suelo o un triple techo simplemente se convertirá en un rango lateral a más largo plazo.

Limitaciones del patrón triple suelo

Siempre existe cierta incertidumbre al operar con patrones de precios, ya que en estos casos se está tratando con probabilidades. Como ocurre con la mayoría de los patrones gráficos, el triple suelo es más fácil de reconocer una vez que se ha completado y ha pasado la oportunidad de abrir una posición con una buena relación de Riesgo:Beneficio. 

Los patrones doble suelo pueden fallar y convertirse en un triple suelo, y el patrón triple suelo y el patrón hombro-cabeza-hombro invertido pueden, por definición, ser uno y el mismo. Sin embargo, la limitación más citada de los patrones triple suelo es simplemente que no proporcionan una gran relación de Riesgo:Beneficio debido a la ubicación del objetivo de beneficios y el stop loss. Para aumentar el potencial de ganancias, los traders pueden optar por poner su stop loss dentro del patrón y moverlos a medida que se produce la ruptura. El problema con esto es que la probabilidad de que el stop loss cierre la posición de compra en el rango con una pequeña pérdida es mayor.

Pueden encontrar más información sobre las formaciones gráficas de precios como el triple suelo en la siguiente sección: Guía sobre patrones chartistas