//Análisis del Mercado 02-09-2013
 

Análisis del Mercado 02-09-2013

Resumen semanal de los mercados financieros

Las acciones empezaron la semana con un leve avance tras conocerse el apoyo de los líderes republicanos al presidente Barack Obama para que empiece el ataque militar contra Siria.

Obama decidido a iniciar las hostilidades, se encontró con un fuerte rechazo de la mayoría de las naciones a una nueva guerra.

Era de esperar que los republicanos apoyaran las acciones militares. El objeto de este ataque a Siria sería neutralizar supuestas bases que contienen armas químicas y que el presidente Bashar al-Assad habría usado contra civiles.

De todos modos el Congreso vuelve de su receso el 9 de septiembre, y la votación demoraría el ataque hasta después de esa fecha.

Este conflicto toma de sorpresa a los mercados, y de iniciarse es esperable un fuerte vaivén en los precios de las acciones. Esto no es ninguna novedad, ha ocurrido siempre que el país del norte tuvo conflictos bélicos.

Y siendo las acciones en una zona tan crítica como Medio Oriente, el impacto se va a sentir en los precios del petróleo seguramente.

MIENTRAS TANTO LOS NEGOCIOS PROSPERAN

Mientras esperamos las novedades de un nuevo capítulo en la conflictiva historia de Medio Oriente, los datos de manufactura y construcción que esperábamos la semana pasada dieron mejores resultados que los esperados.

El sector manufacturero en Estados Unidos creció en agosto a su mayor ritmo en más de dos años. El Instituto de Gerencia y Abastecimiento (ISM, por su sigla en inglés) dijo que su índice de la actividad fabril a nivel nacional creció a 55,7 en agosto desde 55,4 en julio.

El índice superó cómodamente los pronósticos de 54 y registró su lectura más alta desde junio del 2011. Una lectura sobre 50 representa una expansión del sector.

Por lo tanto seguimos recibiendo confirmación de que la economía norteamericana está tomando ritmo y logrará recuperarse.

Una buena manera de entender si el ciclo económico está en alza es analizar la compra de empresas. Si las empresas compran e invierten es una de las maneras que tienen de crecer, y por lo general nadie compra en épocas de escasez.

Tomemos por ejemplo el caso de la compra de Nokia, Microsoft invierte buena parte del cash que tiene dormido en sus activos para adquirir su negocio de celulares y dispositivos móviles a la escalofriante suma de 7200 millones de dólares.

Debemos recordar que Nokia fue una vez líder de su segmento, pero fue aplastado por sus feroces competidores: Apple y Samsung.

Un mercado tan competitivo no deja tanto margen, y quedarse atrás en la tecnología o no ser “cool” se paga caro.

Lo único que queda de Nokia es la unidad de equipamiento de redes, el negocio de navegación y las patentes tecnológicas.

Todo este suceso culmina un ciclo importante en Microsoft, con la salida de su CEO Steve Ballmer. Ballmer fue la mano derecha de Bill Gates, y uno de los hombres fuertes de Microsoft.

La idea de Ballmer fue transformar a Microsoft en una compañía de dispositivos y servicios, además de estar siempre al frente de mercado con sus dos caballos de batalla: Windows y Office. Pero la compañía enfrentará nuevos desafíos para los cuales el sucesor de Ballmer tendrá que estar a la altura.

MIENTRAS TANTO EN CHINA…

En otros informes hablamos de las medidas urgentes que tomo el gobierno chino para volver a acelerar la maquinaria tras las preocupantes cifras económicas.

Estas medidas parecen haber dado resultado, y es para alegrarse ya que el freno de este gigante podría complicar a gran parte de las economías mundiales por el simple hecho de ser un voraz consumidor de commodities.

China ha logrado que su sector de servicios crezca y alcance un máximo de cinco meses en agosto. Ha crecido además el optimismo empresarial.

Por lo tanto muchos economistas ya se dieron vuelta de las opiniones catastróficas y festejan que China haya evitado una desaceleración.

El índice de gerentes de compra (PMI) del sector de servicios de Markit/HSBC subió a 52,8 en agosto, después de ajustes estacionales, un alza respecto al 51,3 de julio y su mayor nivel desde marzo.

La cifra estuvo muy por sobre el umbral de 50, que separa la aceleración de una desaceleración en la actividad, aunque el subíndice de empleo se contrajo.

El resultado estuvo mayormente en línea con el PMI de servicios oficial de China divulgado el martes, que mostró que el sector de servicios creció de manera estable en agosto a medida que la demanda interna ganaba fuerza. El sondeo oficial se inclina más hacia las grandes compañías de propiedad estatal.

Si recordamos informes pasados, realmente era preocupante el freno de una economía tan grande. A esos problemas estructurales se le sumo la falta de cash en los mercados de divisas, un hecho que puso en alerta a las autoridades chinas.

La solución a estos problemas fue aumentar el gasto público, así que empezaron todo tipo de obras, como construcción de ferrocarriles y viviendas estatales. Además se implementaron ayudas a las pequeñas empresas.

Algo de esto deberían aprender las autoridades de la zona euro, para poder impulsar sus economías y manejarlas con mayor dinamismo.

La semana tiene dos días fuertes: el jueves y el viernes. En estos días se publicarán los datos de empleo y atención con ellos, porque si son fuertemente positivos el mercado podría ponerse alegre, todo esto claro está si no empiezan las acciones militares en Siria.

Nos vemos la semana que viene con un nuevo informe.


2013-09-04T20:24:59+00:00 Por |Categorías: ANALISIS DEL MERCADO|Etiquetas: |Sin comentarios
 

Deje su comentario