Nuevos eventos en el campo comercial

Un mes después de que el Departamento de Comercio de Estados Unidos prohibiera a una de las mayores compañías tecnológicas de China, ZTE, exportar productos estadounidenses, el presidente Trump anunció su voluntad de ayudar a la empresa a retomar sus actividades. Esta inusual intervención del presidente de los Estados Unidos se produce en medio de tensas conversaciones con China sobre renegociaciones de acuerdos comerciales. Con el viceprimer ministro chino, Liu He, que se espera que visite Washington esta semana para reanudar las conversaciones, parece que la medida de Trump es un buen punto de partida y es probable que sea bien recibida por los mercados. Muchos legisladores criticarán dicha reversión, pero desde la perspectiva de un inversor, es una señal de que podría haber un mejoramiento en las relaciones entre las dos economías más grandes del mundo, lo que debería respaldar la asunción de mayores riesgos.

Fortaleza del dólar de Estados Unidos

El aumento en los rendimientos de los bonos de Estados Unidos y la solidez del USD ha demostrado ser un tema problemático para los mercados emergentes en las últimas semanas. Cuanto mayor sea el rendimiento de los bonos de Estados Unidos, mayores serán las salidas esperadas de capital de los mercados emergentes. Sin embargo, este lunes por la mañana, el índice del dólar DXY parece mostrar signos de debilidad, bajando de 92.55 a 92.38.

Los operadores de divisas también deben estar atentos a los rendimientos del Tesoro de Estados Unidos a 10 años, ya que si no logran superar el 3%, es posible que sugieran un techo a corto plazo. Una ruptura significativa por encima del 3% de referencia requiere expectativas de ajuste más rápidas por parte de la Reserva Federal; para que esto suceda, la economía estadounidense debe mostrar signos de sobrecalentamiento. Sin embargo, la economía del país todavía no está en ese punto. Las cifras de ventas minoristas de abril de Estados Unidos, cuya publicación está programada para el martes, es la publicación de datos económicos clave para ver esta semana. Los mercados esperan un aumento de 0.4% en abril, desde el 0.6% en el mes anterior.

Ha alcanzado el petróleo crudo un máximo

El petróleo crudo Brent alcanzó un nuevo máximo de tres años y medio el jueves, alcanzando los 78 dólares luego del retiro de Estados Unidos del acuerdo nuclear iraní. El aumento del 26% desde los mínimos de febrero estuvo lejos de lo esperado, pero la demanda récord de Asia, los temores de interrupción del suministro y, lo que es más importante, el riesgo de guerra entre Irán e Israel, llevaron a los operadores a comprar opciones de compra de petróleo a 100 dólares. Dado que el riesgo de un enfrentamiento directo entre Irán e Israel ha disminuido, los mercados volverán su atención a los fundamentos y un objetivo de $ 100 probablemente no sea realista. Dado que la demanda ha sido lo suficientemente fuerte y la OPEP y Rusia están superando las expectativas sobre los recortes de suministro, es probable que los precios se mantengan elevados. Sin embargo, la creciente producción de petróleo de esquisto de Estados Unidos seguirá limitando los precios. Con todo, el riesgo bajista más importante es que el presidente Trump intervenga en los mercados petroleros al presionar a los miembros de la OPEP para que aumenten su producción.

Mercados de valores al alza al final de la semana pasada

Los mercados de valores globales han intentado moverse cautelosamente al alza al final de la semana anterior, ya que una combinación de cifras de inflación bajas en los Estados Unidos, precios de materias primas más elevados y tensiones geopolíticas moderadas parece haber tenido un pequeño impacto en el sentimiento de riesgo.

Las acciones de los mercados de Asia cerraron en su mayoría al alza a medida que los mercados celebraban la noticia de la reunión de Donald Trump con el líder norcoreano, Kim Jong-Un, el 12 de junio en Singapur. En Europa, las acciones han mostrado algunos signos de impulso alcista, y esto pudo beneficiar a Wall Street más tarde el viernes.

Vale la pena señalar que los mercados mundiales de acciones siguen estando muy sensibles a la geopolítica y la especulación de mayores tasas de interés. Los riesgos en forma de tensiones geopolíticas crecientes en Medio Oriente y otras formas de incertidumbre aún podrían crear vientos en contra para los mercados en cualquier momento.

Oro sube gracias a debilidad del dólar

Se perfila como una semana positiva para el oro gracias a un debilitamiento del dólar estadounidense.

El apetito por el metal precioso ha recibido estímulo después de que el dólar sufriera grandes pérdidas tras el lanzamiento de decepcionantes cifras de inflación de Estados Unidos. El impulso alcista se complementó con las tensiones geopolíticas en Oriente Medio que estimularon el apetito por los activos de refugio seguro. Con un debilitamiento del dólar que le da poder a los compradores de oro, un mayor potencial alcista podría estar en juego si los precios logran conquistar el nivel de $1324.

En cuanto al panorama que nos da el análisis técnico, el oro permanece en un rango amplio en los gráficos diarios con un soporte importante en $1300 y una resistencia mayor en $ 1360. Un rompimiento por encima del nivel de resistencia menor de $1324 podría desencadenar un movimiento alcista que llegue hasta $1340.