Brokers de Opciones Binarias

Señales de trading gratuitas con Finmax

Recibe nuevo contenido en tú correo

ECB podria reducir sus compras QE durante reunión esta semana

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail
  • En la zona euro, la reunión del BCE ocupará el centro de atención del mercado. El enfoque se centrará en si el Banco procederá a lo que se conoce como “reducción progresiva” o si establecerá una hoja de ruta clara para finalizar las compras de su programa QE.
  • Se espera que el Banco de Canadá mantenga su política sin cambios. Los analistas comparten esa opinión, y además esperan junto con los inversores que los responsables de formular las políticas de la entidad proporcionen señales de que otro aumento a corto plazo en las tasas de interés sigue firmemente sobre la mesa.
  • Los expertos creen que ni el Riksbank ni el Norges Bank tampoco tomarán ninguna medida. No se pronostica ningún cambio drástico en las declaraciones que acompañan estas decisiones de política.
  • También tendremos información económica clave de la zona euro, Estados Unidos, Australia y Japón.

Calendario económico del 23 de octubre

El lunes, tenemos un día relativamente tranquilo, sin grandes eventos o indicadores en la agenda económica.

Calendario económico para el resto de la semana

El martes, tendremos los datos de los los PMI preliminares de fabricación y servicios para octubre de varias naciones europeas y de la Zona Euro en general. El pronóstico es que la mayoría de estos índices permanecerán sin cambios o bajen ligeramente. Si bien estas disminuciones podrían indicar que la recuperación económica del bloque ha perdido algo de impulso, es poco probable que estas sean noticias particularmente desalentadoras para el BCE, dado que estos indicadores ya se encuentran en niveles relativamente altos. Como tal, incluso en caso de una disminución en la mayoría de estos índices, no es probable que esto tenga un impacto importante en los planes de reducción gradual del BCE de las compra de su programa QE.

El miércoles, el evento principal será la decisión del Banco de Canadá sobre tasas de interés. A falta de un pronóstico, los analistas creen que el banco decidirá mantenerse a la espera, habiendo subido las tasas en sus dos reuniones anteriores. Los participantes del mercado parecen estar de acuerdo, siendo la probabilidad implícita de que ocurra un aumento de solo el 21% en el momento en que este artículo fue escrito. Aunque no se produzca un alza en las tasas de interés en esta reunión, se espera que el Banco proporcione señales de que se avecina otro aumento en el corto plazo, considerando que los desarrollos desde la última reunión han estado más o menos en línea con las expectativas del BoC. El mercado laboral mejoró aún más en septiembre, la brecha de producción económica continuó cerrándose en el segundo trimestre, y aunque la tasa subyacente del IPC disminuyó en septiembre, la tasa general aumentó. Mientras tanto, el dólar canadiense corrigió a la baja frente a su homólogo estadounidense, lo que probablemente alivió algunas de las preocupaciones del BoC con respecto a la fuerte apreciación del tipo de cambio.

Durante la mañana asiática, los datos del IPC de Australia para el tercer trimestre estarán en el foco de atención del mercado. Los analistas consideran que tanto la tasa principal como la tasa subyacente del IPC en el último trimestre han aumentado, después de caídas modestas en el último trimestre. Este punto de vista se basa en el indicador de inflación del Instituto de Melbourne, que en septiembre mostró un aumento en ambas tasas que llegó al +2,5% anual. A pesar de que un repunte en estas tasas probablemente sea una buena noticia para los compradores del dólar australiano, los expertos siguen mostrándose escépticos con respecto a si el RBA se hará más “hawkish”. De hecho, un repunte en la tasa media recortada en particular sería alentador, pero es probable que los responsables de la formulación de políticas hagan más hincapié en las presiones salariales aún bajas y, por lo tanto,se abstengan de parecer demasiado optimistas.

En el Reino Unido, la primera estimación del PBI para el tercer trimestre puede atraer atención adicional dada la proximidad a la reunión del BoE de noviembre. Sin un pronóstico disponible aún, se cree que existe la posibilidad de que la economía del Reino Unido haya recuperado algo de velocidad, tras un deslucido +0.3% intertrimestral en el segundo trimestre. Esta opinión se basa en la estimación del PIB de NIESR, que mostró un crecimiento económico que alcanzó un +0.4% intertrimestral en el tercer trimestre. Aunque ese número aún no es impresionante, es probable que sea otro dato que ingrese en la lista de quienes apoyan un alza de tasas por parte del BoE en la próxima reunión de noviembre.

El jueves, el calendario económico está lleno de acontecimientos importantes, con tres reuniones principales de bancos centrales en la agenda. El BCE, el Riksbank y el Norges Bank anunciarán sus decisiones políticas.

Comenzando con el BCE, esta es una reunión muy esperada por los mercados, ya que se espera que el Banco dé a conocer un plan para el futuro de su programa de compras de activos QE. Es probable que los participantes del mercado se centren en si el Banco procederá a un llamado “ajuste progresivo”, es decir, si la entidad comenzará a reducir sus compras de activos sin proporcionar una hoja de ruta clara con respecto a cuándo podría finalizar el proceso, o si proporcionará un plan de acción claro. Recientes informes de los medios que citan a “funcionarios familiarizados con el debate” sugieren que el Consejo de Gobierno está dividido sobre cómo proceder.

Parece que es más probable que el BCE se decante por el lado de la cautela, dadas las perspectivas aún inciertas para la economía del bloque. Seguramente los funcionarios no se comprometerán previamente con una hoja de ruta para reducir las compras a cero, ya que eso podría poner en riesgo las condiciones financieras actuales de la economía europea que está mejorando, algo que el BCE seguramente quiere evitar, dada la experiencia de la Fed con su programa QE. En general, resulta difícil imaginar un escenario en el que el BCE sorprenda a los participantes del mercado con una mayor agresividad, dado que el método habitual de operación de Draghi y compañía es cauteloso y que la zona euro aún no ha mostrado ningún signo material de una recuperación en lo que respecta a las presiones inflacionarias y de crecimiento salarial.

En cuanto al Riksbank, parecía bastante cauteloso cuando se reunió por última vez, manteniendo su sesgo de flexibilización de las tasas de interés (a diferencia del BCE y el Banco Norges) y sorprendiendo a los participantes del mercado que esperaban un tono más agresivo. Se cree que es improbable que los funcionarios cambien sustancialmente de tono en esta reunión, teniendo en cuenta que la mayoría de los datos económicos que recibimos desde la última vez que se reunieron no fueron particularmente optimistas.

Con respecto al Norges Bank, a diferencia de su homólogo sueco, su tono fue relativamente optimista en su última reunión, y los responsables políticos presentaron sus expectativas sobre el momento del primer aumento de tasas en Noruega. También señalaron que los aumentos en la utilización de la capacidad sugieren que la inflación aumentará más, algo que se confirmó un poco después, ya que tanto la tasa principal como la tasa subyacente del IPC subieron.

Finalmente, el viernes, los datos del IPC de Japón para septiembre estarán en el foco de atención de los inversores. No hay pronóstico disponible para la tasa principal, mientras que se prevé que la tasa subyacente volverá a subir. Algunos analistas consideran que la tasa principal probablemente no se modificó y a la vez comparten el pronóstico de que la tasa subyacente ha tenido un repunte, dados los movimientos similares en los IPC de Tokio para el mes. Si la tasa subyacente del IPC realmente aumenta, es probable que sea una noticia muy alentadora para los funcionarios del Banco de Japón. Podría ser una señal de que el QQE del Banco con el marco de control de la curva de rendimiento finalmente está produciendo los efectos deseados. Dicho esto, tendríamos que ver una mejora mucho mayor en el frente de la inflación antes de comenzar a examinar la posibilidad de que el Banco modifique su política ultra-flexible, o que reduzca la cantidad de estímulo que inyecta en la economía.

Desde los Estados Unidos, tendremos la primera estimación del PBI para el tercer trimestre. La previsión es que el crecimiento económico se ha desacelerado a +2,5% intertrimestral, desde un +3,1% intertrimestral en el segundo trimestre.


 

Suscríbete sin costo alguno al boletín del sitio

Escribe tu e-mail para inscribirte en nuestro boletín:

Suscríbete ya sin costo alguno al boletín de Técnicas de Trading y recibe contenido actualizado del mismo, incluyendo análisis del mercado, estrategias de trading, promociones de brokers y mucho más

XTrade - Broker de Forex y CFD

Leave a Reply