No ha sido un día particularmente bueno para el dólar estadounidense. La mayor divisa de reserva ha iniciado el mes de agosto con una nota inestable, luchando por sanar las heridas infligidas por la postura moderada de la Reserva Federal la semana pasada. Con el dólar debilitándose frente a casi todas las monedas del G10 esta tarde y el índice del dólar (DXY) tambaleándose alrededor del nivel de 92,00, los vendedores están tratando de sacar provecho de este mercado bajista.

Fundamentalmente, el dólar sigue dominado por una Reserva Federal obstinadamente moderada y puede experimentar más movimientos bajistas si el banco central se adhiere a la opinión de que las subidas de tipos de interés están «muy lejos». Sin embargo, con la inflación de Estados Unidos que ya está en un máximo de 13 años y la economía del país repuntando, los formuladores de políticas monetarias más agresivos podrían entrar en escena muy pronto. Puede ser prudente vigilar de cerca cómo reaccionará el dólar al informe de empleo de Estados Unidos del viernes.

En cuanto a lo que nos indica el análisis técnico, el DXY permanece bajo presión en los gráficos diarios. Un fuerte cierre diario por debajo de 92,00 podría abrir las puertas hacia 91,50 y 91,30, niveles donde reside la media móvil simple (SMA) de 100 y 200 días.

Si 92.00 resultara ser un soporte confiable, el DXY podría recuperarse hacia 92.50 y 93.19, respectivamente.

Ruptura del par de divisas EUR/USD en el horizonte

Los compradores del euro todavía tienen un camino por recorrer antes de recuperar el control en los gráficos diarios.

A pesar del último rebote alcista, el EUR/USD se mantiene por debajo de la media móvil simple (SMA) de 50, 100 y 200 días, mientras que el MACD se encuentra por debajo del nivel cero. Una ruptura sólida y un cierre diario por encima de 1.1900 podrían abrir las puertas hacia 1.19400 y 1.2000.

Será interesante ver si los alcistas tienen la suficiente fuerza para alcanzar 1.2000 considerando que aquí es donde reside la SMA de 200 días. Por otro lado, si 1,1900 resulta ser un nivel de resistencia demasiado duro, una caída hacia 1,1830 y 1,1800 podría estar en las cartas.

El GBP/USD oscila por encima de 1.3900

Los alcistas de la libra tuvieron una racha muy positiva la semana pasada gracias a la caída de los casos de Covid-19, la reapertura de la economía y los acontecimientos positivos relacionados con el Brexit. A pesar del saludable sentimiento de compra observado la semana pasada, la libra esterlina se ha debilitado frente a la mayoría de las monedas del G10 en la actualidad.

Los compradores de la libra podrían estar tomando un descanso antes de la reunión de política monetaria del Banco de Inglaterra el jueves. Mientras tanto, el GBP/USD parece agotado en los gráficos diarios con precios que se ubican por encima de 1.3900 al momento de escribir este artículo. Dado que se mantiene por debajo de la media móvil simple (SMA) de 50 y 100 días, los precios pueden moverse a la baja en el corto plazo. Existe la posibilidad de que ocurra una ruptura por debajo de 1.3900 que abra las puertas hacia los niveles 1.3786 y 1.3750, que están justo por encima de la media móvil simple (SMA) de 200 días. Para que los alcistas obtengan un mayor control, es necesario asegurar un fuerte movimiento por encima de 1.4000.

Eventos clave de la semana en los mercados

El primer viernes de cada mes trae los datos de nóminas no agrícolas estadounidenses, que son muy esperados por el mercado. Estos son algunos de los otros eventos potenciales que podrían causar fuertes movimientos en el mercado y que están programados para su publicación esta primera semana de agosto.

Lunes 2 de agosto

  • Datos del PMI manufacturero para China, Eurozona, Reino Unido y Estados Unidos
  • PMI manufacturero ISM de Estados Unidos

Martes 3 de agosto

  • Decisión de política del Banco de la Reserva de Australia
  • PPI de la zona euro
  • Datos de ganancias de Alibaba

Miércoles 4 de agosto

  • Datos de ventas minoristas de la zona euro
  • Datos de PMI Compuestos/Servicios para China, Eurozona, Reino Unido y Estados Unidos
  • Informe de inventario de petróleo crudo de la EIA

Jueves 5 de agosto

  • Decisión de tasa de interés del Banco de Inglaterra
  • Datos de órdenes de fábricas de Alemania
  • Solicitudes iniciales de desempleo de Estados Unidos

Viernes 6 de agosto

  • Producción industrial de Alemania
  • Nóminas no agrícolas de Estados Unidos

Para los datos de Nóminas No Agrícolas de Estados Unidos que se publicarán el 6 de agosto, los mercados pronostican que se agregaron 900,000 trabajos el mes pasado. Cualquier cantidad superior a 850.000 sería el valor más alto de este indicador económico desde agosto de 2020 y significaría el tercer mes consecutivo de crecimiento rápido en el sector de empleo.

«Un aumento de empleos en julio mayor de lo esperado (alrededor de un millón de empleos agregados) podría traducirse en un mayor sesgo alcista para el índice del dólar estadounidense y ponerlo en un camino de regreso hacia su máximo del año hasta la fecha.»

De lo contrario, un valor mediocre de las Nóminas No Agrícolas  este viernes podría ocasionar que el índice del dólar permanezca por debajo de su media móvil simple de 200 días por un tiempo más y recortar aún más sus ganancias obtenidas desde la sorpresa producida en la reunión del FOMC de junio.

Los mercados se mantienen guiados por las predicciones de reducción gradual de compras de activos de la Fed

Podría decirse que el tema más importante en juego en los mercados financieros mundiales en este momento son las predicciones sobre la reducción del programa de compras de activos de la Fed.

Teniendo en cuenta la sólida recuperación económica de Estados Unidos, se espera que la Reserva Federal reduzca sus compras de bonos que han servido de soporte a los mercados financieros desde el comienzo de la pandemia. Exactamente cuándo la Fed se embarcará en tal proceso, a qué ritmo (con qué rapidez reducirá sus compras de bonos) y en qué condiciones económicas, sigue siendo desconocido en este momento.

Lo que sí sabemos es que, tras la reunión del FOMC de julio de la semana pasada, la Fed reiteró que quiere ver «un progreso sustancial adicional» en la actual recuperación económica de Estados Unidos antes de considerar la posible reducción en su programa de compras de activos. Sin embargo, se desconoce exactamente qué constituye lo suficientemente «sustancial» para la Fed.

Señales contradictorias dentro del FOMC y los mercados sobre la posible reducción de las compras de activos

El pasado viernes 30 de julio, el gobernador de la Fed, Lael Brainard, recordó a los inversores globales que el mercado laboral de Estados Unidos está todavía muy lejos de los niveles previos a la pandemia. Destacó el «déficit de 6,8 millones de puestos de trabajo» que deben restaurarse antes de que la Fed reduzca su programa de compra de bonos.

Por otro lado, también tenemos al famoso halcón, el presidente del Banco de la Reserva Federal de St. Louis, James Bullard, quien también expresó el viernes su deseo de que la reducción comience este otoño y finalice en marzo de 2022. La mayoría de los economistas esperan que la reducción de compras de activos probablemente comenzará el próximo año.

En medio de todos estos puntos de vista conflictivos, queda por ver cómo los próximos datos económicos guiarán, no solo el consenso dentro del FOMC, sino también las predicciones de los inversores sobre cuándo comenzará realmente la reducción.

Es probable que las acciones obtengan más ganancias hasta que se acerque la reducción gradual de compras de activos

Mientras la postura ultra acomodaticia de la Fed permanezca intacta, probablemente los mercados de valores continuarán subiendo. El S&P 500 se está esforzando por mantenerse encima de la marca de 4400, de importancia psicológica, una hazaña que se ha hecho más alcanzable teniendo en cuenta que los rendimientos de los bonos han estado relativamente moderados últimamente.

Gráfico diario del SP&500

Sin embargo, un informe de empleo de Estados Unidos muy positivo este viernes podría reducir el tiempo para los inversores de acciones, ya que un valor de las Nóminas No Agrícolas que supere con creces el pronóstico de los medios (900000 puestos) aumentaría las expectativas de los mercados de que la Fed tendrá que cambiar su postura moderada más temprano que tarde.

Fuente de información:

-Broker ForexTime