Al comienzo de esta nueva semana de operaciones, el oro al contado se ha visto arrastrado a la baja hasta acercarse a la marca de los $1700 en contra del dólar estadounidense, aunque los precios han recortado las pérdidas en el momento de escribir este artículo.

Y dependiendo de cómo resulte el informe de nóminas no agrícolas de Estados Unidos de este viernes, el metal precioso podría volver a probar ese nivel psicológicamente importante como soporte.

¿Por qué ha vuelto a caer el oro?

El metal precioso claramente está perdiendo fuerza a raíz del fuerte desempeño del dólar estadounidense y la tendencia alcista en los rendimientos de los bonos del Tesoro de Estados Unidos.

Estos movimientos (oro a la baja, dólar/rendimientos del Tesoro al alza) han sido impulsados por apuestas renovadas de que las tasas de interés de Estados Unidos aumentarán y, lo que es más importante, permanecerán elevadas durante más tiempo.

Los mercados se han visto afectados por el discurso de línea dura del presidente de la Fed, Jerome Powell, pronunciado en Jackson Hole el viernes pasado.

Aquí están los puntos clave:

  • La Fed está dispuesta a persistir con el aumento en las tasas de interés de Estados Unidos.
  • Se espera que las tasas de interés de Estados Unidos se mantengan más altas «durante algún tiempo» (por ejemplo, no es probable que la Fed deshaga sus aumentos de tasas rápidamente, como algunos segmentos de los mercados habían predicho hasta hace poco).

En esencia, el banco central de los Estados Unidos sigue comprometido con la reducción de las presiones inflacionarias, incluso si esto resulta en alguna medida perjudicial para la economía del país.

Estos acontecimientos significan un dólar estadounidense más fuerte y un incremento en los rendimientos de los bonos del Tesoro, una mala combinación para los mercados del oro.

¿Qué efecto podría tener el próximo informe de empleo de Estados Unidos sobre los precios del oro?

Dependiendo de la fortaleza que demuestre el mercado laboral de Estados Unidos en las próximas semanas, la Fed podría estimar que tanto podría incrementar las tasas de interés del país para contrarrestar la inflación.

Un mercado laboral estadounidense aún resistente esencialmente daría luz verde a la Fed para continuar aumentando sus tasas de interés.

A su vez, eso debería acumular más presión a la baja sobre el oro.

Si se producen señales de que el mercado laboral de Estados Unidos está comenzando a crujir bajo el peso de las tasas de interés más altas pueden obligar a la Fed a adoptar un enfoque más gradual con sus aumentos de tasas; lo que significaría un alivio para el oro.

¿Qué buscar en el informe de empleo de Estados Unidos de este viernes?

Tal como están las cosas, los mercados pronostican lo siguiente:

  • El mercado laboral de Estados Unidos agregó otros 300.000 puestos de trabajo en agosto, a juzgar por la cifra principal de nóminas no agrícolas (NFP, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos. Si es así, eso marcaría el vigésimo mes consecutivo de ganancias laborales. Sin embargo, un resultado igual o inferior a 300 000 puestos también marcaría el número más bajo de trabajos agregados desde diciembre de 2019.
  • La tasa de desempleo de agosto se mantendrá en 3,5%, en sus mínimos previos a la pandemia.

En general, se espera que el mercado laboral de Estados Unidos se mantenga resistente, a pesar de que la Reserva Federal ha estado subiendo las tasas de interés desde marzo.

¿Cómo podría reaccionar el oro ante el próximo informe de empleo?

Si el mercado laboral de Estados Unidos agrega más puestos de trabajo de los previstos, eso podría conducir a más caídas en los precios del oro.

Posibles niveles de soporte:

  • $1712: Se basa en la línea de tendencia bajista que ha pasado de ser una resistencia a nivel de soporte.
  • $1700: Esta línea psicológicamente importante debería convertirse en un soporte importante, teniendo en cuenta que las caídas anteriores por debajo de $1700 han resultado efímeras en los últimos años.

Dichos descensos se basarían en la noción de que es probable que un sector de empleo que aún se mantenga sólido en Estados Unidos, dé luz verde a la Reserva Federal para continuar elevando las tasas de interés, lo que a su vez debería generar una mayor presión a la baja sobre los precios del oro.

Sin embargo, si el mercado laboral de EE. UU. comienza a sufrir, eso podría obligar a la Fed a adoptar un enfoque más «gradual» con sus aumentos de tasas.

Es decir, los formuladores de políticas pueden sentirse más cómodos implementando aumentos de tasas que sean relativamente más pequeños que los aumentos de 75 puntos básicos que ya ha desencadenado en cada una de sus últimas dos reuniones de política monetaria. Los aumentos de tasas más pequeños pueden ser entonces el camino a seguir para los políticos, si comienzan a temer que el mercado laboral de Estados Unidos podría comenzar a agogarse y la economía del país está camino a una recesión profunda.

Tal narrativa podría provocar un rebote a corto plazo en el oro al contado.

Posibles niveles de resistencia:

  • $1764: alrededor de móvil simple (SMA) de 50 días
  • $1800: resistencia más fuerte debido a que es una marca psicológicamente importante

Los mercados actualmente pronostican una probabilidad ligeramente mayor (21,5 %) de que el oro al contado alcance los $1700, en lugar de que los precios alcancen su SMA de 50 días (20,8 %) alrededor de $1764.

En última instancia, todo podría reducirse a si los informes de nóminas no agrícolas de Estados Unidos de este viernes superen o no las expectativas del mercado.

Fuente de información:

-Broker Forextime