Triángulos descendente

El patrón de precios tríangulo descendente es una formación de confirmación de continuidad de la tendencia bajista. En realidad tan sólo implica un descanso lateral dentro de la tendencia existente. Al igual que el triángulo simétrico es una figura bastante común y cuenta con una alta fiablilidad.

Esta formación chartista se compone de una fase de zigzag donde podemos localizar al menos dos mínimos a un mismo nivel (soporte) y dos máximos relativos descendentes, puntos 2 y 4 en el gráfico, (por los que pasamos una línea de tendencia bajista). El triángulo descendente óptimo es aquel que consta de tres puntos por arriba y tres por abajo siendo el último apoyo fallido, es decir, que no llega a tocar la línea de tendencia.

El objetivo de la formación se calcula midiendo la altura del triángulo (la distancia entre la línea de tendencia y el soporte tomada desde el punto uno) Esta distancia se proyecta desde el punto donde el precio perfora la formación y nos da un objetivo mínimo de hasta dónde continuará la tendencia.

Generalmente el comportamiento del precio dentro del triángulo suele identificarse por movimientos en zigzag de tres olas, como en el triángulo simétrico. De hecho el comportamiento del volumen del mercado durante la formación es idéntico al del triángulo simétrico.

Triángulo descendente