que es una guerra comercial

Una guerra comercial es un efecto colateral del proteccionismo que ocurre cuando un país (País A) aumenta los aranceles sobre las importaciones de otro país (País B) en represalia en contra del País B por aumentar los aranceles sobre las importaciones del País A. Un arancel es un impuesto aplicado a los bienes y servicios importados.

Las guerras comerciales pueden comenzar si un país percibe que las prácticas comerciales de otro país son injustas o si los sindicatos nacionales presionan a los políticos para que los bienes importados sean menos atractivos para los consumidores. Las guerras comerciales también son el resultado de un malentendido de los beneficios generalizados del libre comercio.

Algunos economistas están de acuerdo en que ciertas protecciones económicas son más costosas que otras, porque es más probable que desencadenen una guerra comercial. Por ejemplo, si un país elevara los aranceles, entonces un segundo país en represalia podría elevar los aranceles de manera similar. Sin embargo, un aumento en los subsidios puede ser difícil de tomar como represalia por un país extranjero.

Las guerras comerciales y el proteccionismo han sido implicados por algunos académicos como la causa de algunas crisis económicas, en particular la Gran Depresión.

Características de las guerras comerciales

Una guerra comercial que comienza en un sector puede llegar a afectar a otros sectores. Del mismo modo, una guerra comercial que comienza entre dos países puede afectar a otros países que no participaron inicialmente en la guerra comercial. Como se señaló anteriormente, una guerra comercial puede ser el resultado de una inclinación proteccionista. El proteccionismo representa acciones gubernamentales y políticas que restringen el comercio internacional, generalmente con la intención de proteger las empresas y los empleos locales de la competencia extranjera. En 2017 y 2018, el presidente Donald Trump se ha embarcado en una campaña proteccionista, intentando traer empleos al sector de manufactura de Estados Unidos desde otras naciones en donde históricamente las compañías estadounidenses han subcontratado gran cantidad de mano de obra barata, como China e India.

Una guerra comercial es distinta de otras acciones (por ejemplo, sanciones) que tienen efectos perjudiciales en la relación comercial entre dos países, ya que sus objetivos están relacionados específicamente con el comercio. Las sanciones, por ejemplo, también pueden tener objetivos humanitarios o políticos.

La guerra comercial y el debate sobre el proteccionismo

Las ventajas y desventajas del proteccionismo son el tema de un debate feroz. Los críticos argumentan que el proteccionismo a menudo perjudica a las personas a las que se pretende proteger a largo plazo al desacelerar el crecimiento económico y el intercambio cultural. El proteccionismo puede llevar a aumentos de precios con la fabricación, en particular, que suele ser más costosa a nivel nacional en países como Estados Unidos. Los defensores del proteccionismo argumentan que las políticas bien elaboradas brindan ventajas competitivas y crean más empleos. Además de los aranceles, las políticas proteccionistas pueden implementarse poniendo un límite a las cuotas de importación, estableciendo estándares claros para los productos o implementando subsidios gubernamentales para los productores del país para disuadir el outsourcing.

En 2018, el presidente Donald Trump ha amenazado con imponer aranceles significativos para los productos chinos, llegando incluso a los $500 mil millones en productos como el acero y la soja. También ha amenazado con sacar a los Estados Unidos de la Organización Mundial del Comercio. La OMC es la única organización mundial imparcial que regula el comercio entre los 164 países que le pertenecen.

Fuente de información:

-Investopedia.com